sábado, 4 de septiembre de 2021

ERIC CLAPTON, SLOWHAND (MANO LENTA)

 


ERIC CLAPTON, SLOWHAND (MANO LENTA)



En un concierto en Rotterdam (1978)

   Nacido en Ripley, Reino Unido en 1945. Es un guitarrista británico de blues. «Eric Clapton is God» (Eric Clapton es Dios), así reza un popular graffiti aparecido en las calles de Londres a finales de los años sesenta que sirve de muestra indicativa de la popularidad y el entusiasmo que este extraordinario guitarrista despertó en la sociedad británica. Eric Clapton tocó en diversos grupos, como John Mayall & The Bluesbreakers, The Yardbyrds o Cream, hasta que, en 1972, tras un período de desintoxicación de su adicción a la heroína, inició definitivamente su carrera en solitario, y reapareció ante el público en 1974. A partir de ese momento Clapton fue editando diversos elepés, como Behind in the sun (1985), Journeyman (1989) o From the cradle (1994), en los cuales mantuvo siempre su estilo rhythm & blues. Ganador de varios premios Grammy, está considerado como uno de los más grandes guitarristas de blues. Cocaine, I can’t stand it, Layla o Let it grow son algunos de sus temas más destacados, así como Tears in heaven, un tema que el músico dedicó a su hijo Conor, muerto a los cuatro años a consecuencia de un trágico accidente.

ERIC CLAPTON: Conoce su TURBULENTA Historia (Biografía, Guitarras y Pedalboard)

 Eric Clapton es un guitarrista, cantante y compositor de rock y blues británico, conocido por su magistral habilidad para la improvisación. También conocido por el apodo de Slowhand ("Mano lenta"), y con el de God ("Dios").

   Nacido pocos meses antes del fin de la Segunda Guerra mundial como resultado de una corta relación entre su madre y un soldado canadiense destinado en Inglaterra, Eric Clapton empezó a tocar el piano y después practicó por su cuenta con la guitarra que le había regalado su abuela. Más tarde, tras trabajar como cartero y albañil, se compró una guitarra Kay eléctrica y empezó a tocar en grupos de folk.

   En 1961, con 16 años, empezó a estudiar diseño en vidrio de colores en el Kingston College of Art. En 1963 empezó a formar parte de bandas poco conocidas (The Roosters y Casey Jones and The Engineers), y sustituyó a Top Topham en el grupo The Yardbyrds. A continuación, formó parte de la banda Bluesbreakers, de John Mayall. En 1966 logró su primer éxito comercial con el grupo de rock duro Cream, que formó con el batería Ginger Baker y el bajista Jack Bruce. En 1969 formó la banda Blind Faith, que no respondió a las expectativas y se disolvió al año siguiente. A continuación, pasó a tocar con el grupo Derek and The Dominos.

   En 1972 lanzó un sencillo denominado Layla, que compuso inspirado en Pattie Boyd, la mujer de George Harrison, ex guitarrista de The Beatles. Esta canción tuvo un enorme éxito y marcó el inicio de su carrera en solitario.

Eric Clapton - Layla (Subtitulada Español)

Layla» es una canción rock del álbum Layla and Other Assorted Love Songs del super grupo Derek and the Dominos, lanzada en 1970 por la discográfica Atco. La canción apareció como sencillo en dos versiones distintas en 1971 y 1972.

   Empezó a llamársele “Mano lenta” por las maravillas que hacía con las cuerdas de la guitarra. Sus problemas con las drogas y el alcohol hicieron que se retirara hasta 1974, cuando reapareció con el elepé 461 Ocean Boulevard, de un estilo más tranquilo. 



Eric Clapton 1974 461 Ocean Boulevard

Side 1
1. "Motherless Children" 
2. "Give Me Strength" 
3. "Willie and the Hand Jive"
4. "Get Ready" 
5. "I Shot the Sheriff" 

Side 2
1. "I Can't Hold Out" 
2. "Please Be with Me" 
3. "Let It Grow" 
4. "Steady Rollin' Man" 
5. "Mainline Florida"



Eric Clapton - This Has Gotta Stop (Official Music Video)

Eric’s new single entitled “This Has Gotta Stop” from Bushbranch/Surfdog. The song was written by Clapton, produced by his longtime producing partner Simon Climie and is performed by Clapton, Sonny Emery on drums, Nathan East on bass, Sharon White on background vocals along with Nick Ingman as the strings arranger and conductor and Perry Montague-Mason as strings leader.
Directed by Machine That Eats and Dave Kaplan
Animated by Machine That Eats

    En los años siguientes hizo varias apariciones junto a los Rolling Stones, Tina Turner o Dire Straits. Realizó, asimismo, varias colaboraciones con Mark Knopfler y Phil Collins. En 1983 hizo una gira por España, llegando a congregar a diez mil personas en Barcelona. En 1989, tras realizar una gira por varios países africanos, llegó a Madrid para presentar su nuevo elepé, Journeyman.

Eric Clapton - Journeyman Outtakes (1989) - Bootleg Album

Eric Clapton - BOOTLEGS - March - April 1989

01 - Pretending

02 - Forever

03 - Don't Turn Your Back

04 - Breaking Point (instrumental)

05 - No Alibis

06 - Lead Me On

07 - Hard Times

08 - Running On Faith

09 - Something About You

10 - Murdoch's Men (instrumental)

11 - Higher Power (instrumental)


   Eric Patrick Clapton, CBE (born 30 March 1945), is an English rock and blues guitarist, singer, and songwriter. He is the only three-time inductee to the Rock and Roll Hall of Fame: once as a solo artist and separately as a member of the Yardbirds and of Cream. Clapton has been referred to as one of the most important and influential guitarists of all time. Clapton ranked second in Rolling Stone magazine's list of the "100 Greatest Guitarists of All Time" and fourth in Gibson's "Top 50 Guitarists of All Time". He was also named number five in Time magazine's list of "The 10 Best Electric Guitar Players" in 2009.

  In the mid-1960s Clapton left the Yardbirds to play with John Mayall & the Bluesbreakers. Immediately after leaving Mayall, Clapton formed the power trio Cream with drummer Ginger Baker and bassist Jack Bruce, in which Clapton played sustained blues improvisations and "arty, blues-based psychedelic pop". After Cream broke up, he formed blues rock band Blind Faith with Baker, Steve Winwood, and Ric Grech. Clapton's solo career began in the 1970s, where his work bore the influence of the mellow style of J. J. Cale and the reggae of Bob Marley. His version of Marley's "I Shot the Sheriff" helped reggae reach a mass market. Two of his most popular recordings were "Layla", recorded with Derek and the Dominos; and Robert Johnson's "Crossroads", recorded with Cream. Following the death of his son Conor in 1991, Clapton's grief was expressed in the song "Tears in Heaven", which was featured on his Unplugged album.

   Clapton has been the recipient of 18 Grammy Awards, and the Brit Award for Outstanding Contribution to Music. In 2004 he was awarded a CBE at Buckingham Palace for services to music. He has received four Ivor Novello Awards from the British Academy of Songwriters, Composers and Authors, including the Lifetime Achievement Award. In his solo career, Clapton has sold more than 130 million records worldwide. In 1998, Clapton, a recovering alcoholic and drug addict, founded the Crossroads Centre on Antigua, a medical facility for recovering substance abusers.    

La desgracia se cebó en él en 1991, cuando su hijo Conor, de cuatro años, murió al caer accidentalmente desde el piso cincuenta y tres de un apartamento en Manhattan, lo que le sumió en una profunda crisis emocional que le llevó a componer el tema Tears in heaven (Lágrimas en el cielo), dedicado a su hijo. 


   En 1994 puso a la venta el álbum From the cradle, inspirado en los grandes maestros del blues y en el que hizo un repaso a dieciséis piezas históricas de esta música. Poco después inició, en el Fórum de Montreal, una gira por todo el mundo y, ya en 1995, una gira europea con el título "Evening with the blues".


Eric Clapton - From The Cradle The Fillmore West (CD1) - Bootleg Album, 1994


Eric Clapton - From The Cradle The Fillmore West (CD2) - Bootleg Album, 1994

   En 1997 participó en el festival de Jazz de Viena y en el Festival de Jazz de Vitoria, integrado dentro del grupo Legends, del que formaron parte también Marcus Miller, David Sanborn, Steve Gadd y Joe Sample. Editó una colección de sus mejores canciones en dos discos en 1999: Blues (1970-1980) y Clapton Chronicles: The best of Eric Clapton (1985-1999). Posteriormente publicó el álbum Me and Mr. Johnson (2004), en el que el guitarrista británico rindió homenaje a Robert Johnson, uno de los compositores de blues más importantes de la historia. En 2005 celebró su sesenta aniversario con cuatro conciertos en Londres que reunieron a los componentes del legendario grupo Cream, treinta y seis años después de su última actuación juntos. El mismo año salió a la venta el disco de estudio Back Home.


Eric Clapton Greatest Hits - Eric Clapton The Best Classic Songs (Full Album Classic)

   Muchas de las canciones de Eric Clapton se han incluido en las bandas sonoras de algunas películas, como Homeboy (1988), Rush (1991), Phenomenon (1997), La ciudad de los ángeles (1998) o The story of us (1999). También ha grabado duetos con otros artistas (cabe destacar su actuación junto al rey del blues, B.B. King) y muchos de sus temas han sido interpretados por otros cantantes. Ganador de numerosos premios Grammy, en 2000 entró en el salón de la fama del Rock and Roll, un reconocimiento a su carrera como solista durante tres décadas.

   Eric Clapton contrajo matrimonio en 1979 con Pattie Boyd, de la que se divorció en 1986. Más tarde se unió a la estrella de la televisión italiana Lori del Santo, con quien tuvo a su hijo Conor. El 1 de enero de 2002 contrajo matrimonio con la diseñadora gráfica estadounidense Melia McEnery. Conocido por sus seguidores como Guitar Hero, está considerado una figura esencial del nacimiento del pop inglés en una de sus vertientes más definidas, el rhythm and blues.



EL SECRETO OCULTO tras el ÉXITO de Eric CLAPTON, Su Historia y BIOGRAFIA


Eric Clapton

AlohaCriticón

 Extraordinario guitarrista, este amante de la música blues fue protagonista esencial de las convulsas épocas de los 60 y 70. Eric Clapton es uno de los nombres fundamentales e ineludibles en la historia del rock. 

   Nacido el 30 de marzo del año 1945 en la localidad británica de Ripley, perteneciente al condado de Surrey, Eric Patrick Clapp fue el primer hijo de una madre soltera llamada Patricia, quien a los dieciséis años había concebido a su retoño tras mantener relaciones con un soldado canadiense casado destinado a Europa llamado Edward Fryer que no quiso reconocer a su descendiente. Curiosamente, Patricia mantuvo engañado hasta los nueve años al pequeño Eric, haciéndole creer que ella era su hermana mayor y que sus abuelos eran sus padres reales. Patricia había dejado Ripley tras tener a Eric por ser el objetivo de los despiadados cotilleos de sus vecinos. Se marchó a Alemania y allí se casó con otro soldado de nacionalidad canadiense.

  Mientras tanto, Eric Clapton crecía con sus abuelos Jack y Rose, quienes le regalaron su primera guitarra el día de su catorce cumpleaños, encontrando Clapton desde esa fecha su innata senda artística, devorando y emulando el proceder en las seis cuerdas de sus ídolos del blues: Muddy Waters, Robert Johnson o B.B. King.

   Con su progreso instrumental, el adolescente Eric fue perdiendo interés en los estudios y tras dejar el Kingston College of Art volcó sus esfuerzos y aptitudes en la creación de su primera formación musical, llamada The Roosters, grupo de R&B con el que dio sus primeros conciertos en los clubes londinenses. Posteriormente se unió a Casey Jones & The Engineers.

   Su primera gran banda fueron los Yardbirds, grupo al que se incorporó en el año 1963 para sustituir a Tony Topham. En esta influyente formación profundizó en sus raíces blues y logró una meritoria fama por su técnica guitarrera entre los aficionados al R&B y a la música negra que asistían al Crawdaddy Club. Sus seguidores terminaron apodándole Slowhand (Mano Lenta).


   El compromiso con los Yardbirds se rompió tras grabar el grupo el single escrito por Graham Gouldman “For Your Love”, al no estar de acuerdo Eric en el cambio de sonido efectuado por la banda, pues abandonaban las raíces blues a favor de canciones pop más comerciales.

  Para continuar desarrollando su dirección blues se unió a los Bluesbreakers de John Mayall, uno de los grandes artífices del blues en el Reino Unido. En ese período su nuevo apelativo vino determinado por una popular pintada realizada por un férvido seguidor que expresaba “Clapton is God”. Nacía así el dios británico de la guitarra.

   Tras participar en multitud de conciertos y en la grabación de un álbum con los Bluesbreakers, Eric dejó a Mayall para crear en el año 1966 el grupo Cream, su banda más representativa e importante, pues asentó los cimientos del power trio con su mezcla entre rock, blues y psicodelia. Los otros vértices del triángulo eran el bajista Jack Bruce y el batería Ginger Baker, ex-miembros de la Graham Bond Organisation que se convirtieron en complementos ideales para que Cream se erigiese en una de las formaciones más importantes y exitosas de su época, grabando imprescindibles discos como “Fresh Cream”, “Disreali Gears” o “Wheels Of Fire”. Tristemente, y debido a disputas personales, el trío se separó en 1969 tras una triunfal gira de despedida.



CREAM - Fresh Cream - 1966 Full Album HQ


CREAM - Disraeli Gears (Full Album)



CREAM - Wheels of Fire. (Full Album) 1968

   Ese mismo año, Eric, Ginger Baker y dos importantes miembros del rock británico como Steve Winwood (Spencer Davis Group y Traffic) y Rick Grech (Family y Traffric) formaron el supergrupo Blind Faith, proyecto que no tuvo continuidad a pesar de grabar un fenomenal álbum de título homónimo. 

   En el año 1970, harto de su estatus de estrella, Clapton decidió formar parte como simple guitarrista de la Plastic Ono Band de John Lennon y colaborar con la pareja Delaney & Bonnie, quienes habían actuado como teloneros de Blind Faith. Con su ayuda, Eric publicó su primer álbum en solitario titulado simplemente “Eric Clapton” (1970), con canciones co-escritas en su mayoría con Delaney Bramlett que desde unos cimientos R&B no desdeñaba sonidos rock’n’roll, pop o country.



ERIC CLAPTON - ERIC CLAPTON (Full album). 1970

   Con los músicos que acompañaban a Delaney & Boney, Clapton formó Derek & The Dominos, grupo que obtuvo un gran éxito con la composición “Layla”, un clásico que contó con la participación de Duane Allman acompañando a Eric en la guitarra. Esta canción estaba dedicada a Pattie, la (por entonces) mujer de George Harrison de la que Eric se había enamorado mientras colaboraba con el Beatle en la grabación de “All Things Must Pass”.

   En esa época comenzó un largo calvario para el gran guitarrista al ser atrapado por una enorme adicción a la heroína que incluso le llevó a vender parte de sus guitarras para la adquisición de la droga. Cuando se encontraba al borde de la muerte, surgieron muchos compañeros de profesión en apoyo de Clapton, especialmente el líder de los Who, Pete Townshend, que organizó en su ayuda el concierto Eric Clapton at The Rainbow. Posteriormente acudió a la Clínica Harley Street para desintoxicarse de su dependencia. Años después el propio Clapton fundó un centro de desintoxicación para drogodependientes en Antigua, al que llamó Crossroads, nombre derivado de la famosa canción original de Robert Johnson.

   En el año 1974 regresó a los estudios para grabar el estupendo “461 Ocean Boulevard” (1974), disco que contiene la exitosa versión de Bob Marley “I Shot The Sheriff” (número 1).


I SHOT THE SHERIFF - Erick Clapton [sub.español]. Versión de la canción de Bob Marley

   Este LP fue continuado en esta etapa final de los años 70 por los discos grandes “There’s One In Every Crowd” (1975), “No Reason To Cry” (1976), un álbum grabado con The Band (con quienes aparece en la película “El Último Vals”), “Slowhand” (1977) y “Backless” (1980), trabajos irregulares, pero con notables aciertos parciales, especialmente en “Slowhand”, LP que contiene su versión de “Cocaine”, el tema original de J. J. Cale.

   En el año 1975 participó en “Tommy”, la película rodada por Ken Russell basada en la ópera rock de los Who.


Eric Clapton con JJ-Cale

   En 1979, y tras intentarlo durante muchos años, terminó casándose con Pattie, aunque finalmente la pareja se separó en 1988. Mientras todavía estaba casado con Pattie, Eric tuvo una hija, llamada Ruth (nacida en 1985), fruto de una relación que mantuvo con Yvonne Kelly, y un hijo, de nombre Conor (1986), hijo de la actriz, modelo y presentadora de televisión Lory Del Santo.

   Los años 80 comenzaron con buen pie comercial para Eric, quien con el directo “Just One Night” (1980) y el nuevo álbum en estudio “Another Ticket” (1981) logró importantes ventas y convertir el primer título en su esencial disco en vivo.

   Sus siguientes trabajos en formato LP como “Behind The Sun” (1985) o “August” (1986), ambos con producción de Phil Collins, aunque no excesivamente destacados, siguieron manteniendo el elevado status como instrumentista del guitarrista británico. Su mejor trabajo en este final de decenio fue “Journeyman” (1989).

   En el año 1991, y tras la terrible pérdida de su hijo de cuatro años Conor, Eric Clapton presentó uno de sus temas de mayor impacto popular con la sentida y bella balada “Tears In Heaven”, single incluido en “Unplugged” (1992), el LP más vendido de su carrera.

   Posteriormente regresó al blues negro con “From The Cradle” (1994) y el notable “Riding With The King” (2000), disco en el que contó la colaboración de uno de sus grandes ídolos de juventud, el bluesman B. B. King.

   En el año 2000, Eric ingresó en el Rock And Roll Hall Of Fame, presentado por Robbie Robertson, el miembro de The Band.

Eric Clapton performs "Further On Up the Road" 2000 Rock & Roll Hall of Fame Induction Ceremony, with Robbie Robertson.

   En el poco satisfactorio “Pilgrim” (1998) coqueteó con el soul y volvía a conseguir el éxito con singles como “Changes The World” o “My Father’s Eyes”.

   “Reptile” (2001), un ecléctico paseo sonoro con versiones de Ray Charles, James Taylor o Stevie Wonder, “Me and Mr. Johnson” (2004), disco homenaje al mito del blues Robert Johnson, son otros trabajos discográficos de este excepcional guitarrista que en su última etapa volcó sus esfuerzos a la grabación de versiones blues.

Eric Clapton (Reptile Tour) Rio de Janeiro, Brazil - 2001-10-13

   En “Back Home” (2005) sí que incluyó material original junto a adaptaciones de George Harrison (“Loves Comes To Everyone”) o Syreeta (“I’m Going Left”).

Eric Clapton - Steve Winwood (Can't find my way home). 5 ene 2010

Crossroads Guitar Festival 2007 Part 2 (Live at Toyota Park)


   Más tarde publicó junto a J. J. Cale “The Road To Escondido” (2006), y con posterioridad editó “Clapton” (2010), disco repleto de versiones con una sóla pieza original (“Run Back To Your Side”); “Old Sock” (2013), otro LP compuesto mayoritariamente por versiones que contó con las colaboraciones de gente como Paul McCartney, Steve Winwood o J. J. Cale; “The Breeze” (2014), homenaje a J. J. Cale (fallecido en el mes de julio del año 2013); y “I Still Do” (2016), más mezcla de temas originales y versiones, desde Robert Johnson a J. J. Cale, pasando por Bob Dylan.


Danger · J.J. Cale · Eric Clapton. The Road to Escondido

   En el año 2018 grabó un disco navideño con adaptaciones de temas del período titulado “Happy Xmas” (2018). En este álbum, Eric le dedica una versión de “Jingle Bells” al DJ sueco Avicci, fallecido en un presunto suicidio el mes de abril del año 2018.


Eric Clapton - A Clapton Christmas (TV Special). 5 dic 2018
Directed by John Logsdon 

   Al margen de sus hijos Ruth y Conor, Eric Clapton tuvo tres hijas más, Julie (nacida en el año 2001), Ella (2003) y Sophie (2005), con su mujer Melia McEnery, treinta años menor que el músico británico con la que se casó en el año 2001.

 

Discografía

Discografía previa

  The Yardbirds

   Álbumes:

  • 1964. Five Live Yardbirds: «I Wish You Would» / «A Certain Girl» / «Good Morning Little Schoolgirl» / «I Ain't Got You».
  • 1965. «For Your Love» / «Got to Hurry».

  Eric Clapton and the Powerhouse

    Tres canciones («I Want to Know», «Crossroads» y «Steppin' Out») fueron grabadas por el supergrupo de corta vida Eric Clapton and the Powerhouse para el álbum de varios artistas What's Shakin' publicado por Elektra Records en 1966.

  John Mayall & the Bluesbreakers

  1966. Blues Breakers with Eric Clapton: «Lonely Years» / «Key to Love» / «Parchman Farm».

  Cream

    1966. Fresh Cream Reaction

    1967. Disraeli Gears Reaction

    1968. Wheels of Fire

    1969. Goodbye

  Blind Faith

    1969. Blind Faith

  Delaney & Bonnie & Friends

    1970 On Tour with Eric Clapton Atco

   Derek and the Dominos

    1970 Layla & Other Assorted Love Songs


Carrera en solitario

Álbumes de estudio

   1970. Eric Clapton - Atco 

   1974. 461 Ocean Boulevard

   1975. There's One in Every Crowd

   1976. No Reason to Cry

   1977. Slowhand

   1978. Backless

   1981. Another Ticket

   1983. Money and Cigarettes

   1985. Behind the Sun

   1986. August

   1989. Journeyman

   1994. From the Cradle

   1998. Pilgrim

   2000. Riding with the King (con B. B. King)

   2001. Reptile

   2004. Me and Mr. Johnson

   2004. Sessions For Robert J

   2005. Back Home

   2006. The Road to Escondido (con J.J. Cale)

   2010. Clapton

   2013. Old Sock

   2014. The Breeze: An Appreciation of JJ Cale

   2016. I Still Do

   2018. Happy Xmas

Álbumes en directo

   1973. Eric Clapton's Rainbow Concert

   1975. E.C. Was Here

   1980. Just One Night

   1991. 24 Nights

   1992. Unplugged


Eric Clapton - “Unplugged” (1992), el LP más vendido de su carrera.

   2002. One More Car, One More Rider

    2009. Live from Madison Square Garden

Recopilatorios

   1972. The History of Eric Clapton

   1972. Eric Clapton at His Best

   1980. Classic Cuts

   1982. Time Pieces: Best of Eric Clapton

   1983. Time Pieces volume II: Live in the seventies

   1984. Backtrakin' Starbland

   1987. The Cream of Eric Clapton

   1988. Crossroads

   1995. The Cream of Clapton

   1999. Blues

   1999. Clapton Chronicles: The Best of Eric Clapton

   2004. 20th Century Masters - The Millennium Collection: The Best of Eric Clapton       

Bandas sonoras

  • Heaven Is One Step Away (banda sonora de la película de 1985, Back to the Future)
  • Edge of Darkness (banda sonora de la serie de televisión de la BBC, Edge of Darkness)
  • Lethal Weapon (banda sonora de la película de 1987, Lethal Weapon)
  • Homeboy (banda sonora de la película de 1988, Homeboy)
  • Lethal Weapon 2 (banda sonora de la película de 1989, Lethal Weapon 2)
  • Rush (banda sonora de la película de 1991, Rush)
  • Lethal Weapon 3 (banda sonora de la película de 1992, Lethal Weapon 3)
  • Phenomenon (banda sonora de la película de 1996, Phenomenon)
  • The Story of Us (banda sonora de la película de 1999, The Story of Us)
  • Wonderwall Music (banda sonora de la película de 1968, Wonderwall)

Colaboraciones

The Beatles/White Album (con The Beatles)

The Concert for Bangla Desh (directo con varios artistas)

The Best of George Harrison (recopilación)

Best of Dark Horse 1976-1989 (recopilación)

Live in Japan (directo)

Concert for George (directo con varios artistas)

The Dark Horse Years 1976-1992

Lumpy Gravy (Frank Zappa)

Stephen Stills (Stephen Stills)

Leon Russell (Leon Russell)

The London Howlin' Wolf Sessions (Howlin' Wolf)

The Sun Moon & Herbs (Dr. John)

Rough Mix (Pete Townshend y Ronnie Lane)

The Last Waltz (directo) (The Band)

The Party LP (directo) (Alexis Korner)

Face Value (Phil Collins)

The Pros and Cons of Hitch Hiking (Roger Waters)

Persona (Liona Boyd)

...But Seriously (Phil Collins)

Oro, incenso e birra (Zucchero)

Stranger in This Town (Richie Sambora)

The One (Elton John)

Ten Summoner's Tales (Sting)

Retail Therapy (TDF)

Supernatural (Santana)

Anyway the Wind Blows (Bill Wyman's Rhythm Kings)

Zu & Co. Live at the Royal Albert Hall (directo) (Zucchero)

Ringo Rama (Ringo Starr)

Stardust: The Great American Songbook Volume III (Rod Stewart)

Africa Unite: The Singles Collection (Bob Marley)

Live at Montreux 1986 (directo) (Otis Rush)

Nine Lives (Steve Winwood)

The City that Care Forgot (Dr. John)

Skin Deep (Buddy Guy)

Bowling in Paris (Stephen Bishop)

Cold Turkey (John Lennon)

Live Peace In Toronto 1969 (Plastic Ono Band)

The Rolling Stones Rock and Roll Circus (The Dirty Mac)



Eric Clapton - Baloise Session - Basel Switzerland 2013


Eric Clapton: el dios que atravesó y salió del

infierno de las drogas

El escritor Philip Norman publica una biografía del músico donde refleja las contrariedades, vilezas, rasgos de bondad y brillantez del guitarrista más dotado de su generación


RAFA DE MIGUEL - Londres . 07 NOV 2018

Eric Clapton, por las calles de Nueva York,  6 de octubre de 2018.

   “¡No quiero a los jodidos negratas viviendo a mi lado con sus costumbres. Esto es Gran Bretaña, un país blanco! ¿Qué nos está pasando, por Dios?” Es difícil imaginar al guitarrista más prodigioso y elegante que produjo la irrepetible década musical de los 60 en Reino Unido soltando esas barbaridades por su boca, empapado en alcohol y drogas. Pero también ese episodio forma parte de la historia de Eric Clapton, Slowhand (Mano lenta). Ocurrió en 1976, en Birmingham, durante un concierto. Ese exabrupto, y la terrible muerte de su hijo, a los cuatro años, al caer desde un apartamento en Nueva York, fueron los dos momentos de epifanía de Clapton. Probablemente le hicieron mejor persona. Difícilmente mejor músico, porque para entonces ya había alcanzado la categoría de Dios. “Clapton es Dios”, la pintada anónima que apareció en 1967 por las paredes de Londres, era por entonces una obviedad. El muchacho atormentado del pequeño pueblo de Ripley, en el condado inglés de Surrey, ya había abandonado por entonces su primera banda de éxito, The Yardbirds, y acababa de fundar otro grupo musical legendario, Cream. 


Portada del nuevo libro sobre Eric Clapton, escrito por Philip Norman.

    El escritor Philip Norman, uno de los mayores expertos en la música británica de esa década y autor de las biografías de John Lennon, Paul McCartney o Mick Jagger, acaba de publicar Slowhand: The life and music of Eric Clapton (Manolenta: la vida y la música de Eric Clapton) (Ed. Weidenfeld and Nicholson), y según la mayoría de críticos ha conseguido reflejar con sutileza las contradicciones, vilezas, rasgos de bondad y sobre todo la brillantez del guitarrista más dotado de su generación. El único capaz de codearse, como autor y músico de estudio, con gigantes como The Beatles o The Rolling Stones. 

   Clásicos como Sunshine Of Your Love, con esos primeros acordes que ningún adolescente con guitarra ha dejado de intentar, o Layla, la canción de amor que dedicó a la mujer de George Harrison, Patty Boyd, han ido consolidándose como obras maestras que han subido a Clapton a los altares. Y son la señal de todo lo que pudo haber llegado después si el guitarrista no hubiera caído en el pozo del alcohol y las drogas. Ambas fueron compuestas antes de 1971, en los años previos a que Clapton y su entonces novia, Alice Ormsby-Gore, se aislaran en un piso de Surrey durante tres años de infierno en los que esnifaban la heroína con billetes enrollados de 50 libras que arrojaban luego a la basura. Solo amigos como Pete Townshend, el líder de The Who, acudían a visitarles para prestarles algún cuidado, y muchas veces eran recibidos con cajas destempladas. 

   Norman ha logrado retratar con detalle y equilibrio al hombre introvertido e inseguro, que creció con una abuela que le hizo creer que era su madre —su madre biológica le dejó a su cuidado y se fue a vivir a Canadá— y cuyas tres únicas obsesiones eran tocar la guitarra como nadie lo había hecho antes, acostarse con el mayor número posible de mujeres y vestir las ropas más caras y glamurosas que le permitiera su bolsillo. 

 

Eric Clapton y su esposa Pattie Boyd, en Londres, en 1983. 

   Pattie Boyd, quien ha hablado con el autor, surge en la biografía como uno de los personajes más dignos de toda una historia de personajes atormentados y excesivos. En ella se inspiraron el exBeatle Harrison y Clapton para componer Something y Layla, dos de las más bellas canciones de amor escritas. A los dos los sufrió y aguantó. Harrison, a pesar de su espiritualidad y veganismo, vivía igual de obsesionado por el sexo opuesto. Encaprichado con la hermana de Pattie, Paula, dejó que su entonces mujer se acercara a Clapton sólo como una vía para deshacerse de ella. Y así fue como el guitarrista pudo por fin juntarse con su amor platónico. “La canción Layla me conquistó, al ver que habían sacado de mí tanta pasión y creatividad”, confiesa Boyd en el libro. También Clapton, después de casarse con ella, la abandonó de malas maneras por la modelo Jenny McLean. Nunca abandonó del todo su primera y única pasión, el blues, y tuvo luego una larga redención acompañada de premios y reconocimientos. La tragedia de su hijo, reflejada en la balada Tears in Heaven, humanizó finalmente del modo más desgraciado posible al dios Clapton.


Eric Clapton, una guitarra entre el cielo y el infierno

El músico recorre una vida marcada por todos los excesos canónicos del rock y el afán de alcanzar la perfección en sus memorias,  publicadas en septiembre de 2019 en España

FERNANDO NAVARRO


Eric Clapton durante un concierto de 1974.

    Ya en la primera frase de sus memorias Eric Clapton asegura que desde el principio de su vida tuvo la sensación de ser una persona “diferente” a las demás. Al menos, el primer palo que recibió estaba fuera de lo normal: aquel niño se enteró después de unos años de que sus padres eran en realidad sus abuelos y que su hermana era su madre. Tras eso, el “pequeño bastardo”, tal y como le llamaba su tío, se pasó la niñez y la adolescencia encerrado en sí mismo. Su madre se terminó yendo de casa, su padre nunca apareció y su único consuelo en el entorno pobre y aburrido de la localidad de Ripley, al sur de Londres, fue el blues, que, como tantos chicos de su generación, conoció por los programas de radio nocturnos.

   El blues entró en su vida y ya nunca le abandonó. Fue la primera de muchas obsesiones que acompañarían al espléndido guitarrista y que son relatadas en Clapton. Autobiografía, un libro publicado en español por Neo Sounds (traducción de Puerto Barruetabeña Díez). No son las típicas memorias de batallitas, aunque en sus casi 400 páginas se acumulen varias escenas de sexo, drogas y rock and roll, como esa fiesta a mediados de los sesenta en la mansión de Hurtwood en la que Clapton cuenta que, rodeados de algunos Rolling Stones y otras figuras musicales, casi se vuelven a juntar en su jardín para tocar los cuatro Beatles —faltó Lennon— mientras el anfitrión acabó encerrado 24 horas en un armario. Un Clapton drogado quería dar un susto a la chica que le gustaba de la fiesta y se durmió dentro sin que nadie le echase de menos.

   Era Clapton diferente y obsesivo desde que quedó maravillado por pioneros del blues del Mississippi como Big Bill Broonzy y Robert Johnson. A través de su autobiografía, se entiende que, al igual que tenía serias dificultades para las relaciones sexuales desde que le humillaron en el colegio, le costaba permanecer mucho tiempo en un proyecto musical, algo que a la larga perjudicaría a aquel prodigio de la guitarra para ser un gran referente de la contracultura. Durante la década dorada de los sesenta, Mano lenta —apodo que recibió por el tiempo que tardaba en cambiar las cuerdas que rompía de la guitarra en frenéticos conciertos— no halló nunca una identidad propia, ni un sonido definitivo, ni siquiera una estética determinante, como sí sucedió con colegas como Bob Dylan, los Beatles, los Rolling Stones o Jimi Hendrix, amigo íntimo que, en el mejor momento de Clapton con el supergrupo Cream, le adelantó por la izquierda. “Por desgracia para nosotros, Jimi acababa de sacar Are You Experiencied? y eso era lo único que quería escuchar la gente. Fueras donde fueras todo era Jimi, y eso me deprimió mucho”, confiesa Clapton.

   Reconoce Mano lenta cierto síndrome del eterno segundo, pero aún más que el mismo tipo al que bautizaron “Dios” en la escena londinense en los primeros compases de su carrera nunca estaba satisfecho con nada. Tozudo y “demasiado purista”, dejaba grupos excelentes como los Yardbirds y John Mayall y sus Bluesbreakers en cuanto se desviaban un poco de su fanatismo blues o abandonaba bandas de impacto mediático y comercial como Cream o Blind Faith por falta de interés. Clapton era un pura sangre de la guitarra, pero no encajaba en su época, hasta el punto de que la beatlemanía le parecía “terrible” y demostraba “lo aborregada que estaba la gente”.

 

Clapton, el tercero por la izquierda, se ríe junto a los músicos Delaney y Bonnie en el autobús de la gira a principios de los setenta.

    Tampoco encajaba en su vida. Tanto como al blues se enganchó al alcohol, la cocaína y la heroína a medida que fue escalando en su carrera, que en los setenta empezaría en solitario. Inquieto siempre artísticamente, el guitarrista tenía habilidad para elegir canciones de otros —Bob Marley, Bob Dylan, Jimi Hendrix o J.J. Cale— y convertirlas en sus propios éxitos, pero su deprimente vida narcotizada le impedía idear grandes obras en conjunto. En solitario, cuesta hallar un álbum suyo absolutamente redondo, incluso 461 Ocean Boulevard y No Reason to Cry, que contienen un espíritu muy atractivo, son considerados por su creador como trabajos donde “se ve lo borracho que estaba”. No puede decir lo mismo de la formidable y desgraciadamente breve asociación con Derek and The Dominos, de donde salió en 1970 un disco magnífico y Layla, compuesta por al amor que sentía por Pattie Boyd, esposa de George Harrison.

   La monumental belleza de este lamento camufla la preocupante obsesión de Clapton por la mujer de su gran amigo. En sus memorias, el guitarrista refleja su desesperación, llegando incluso al acoso, como cuando la amenazó con seguir inyectándose más heroína hasta matarse si no se iba con él y dejaba a Harrison. Unos años después, Pattie Boyd al final se separó del beatle —fan de los escarceos sexuales con otras mujeres— y se unió a Clapton, que, después de tanto, acabaría destrozando su matrimonio con ella por culpa de su alcoholismo. En el libro, el autor de Layla hace un sincero ejercicio de reconocimiento de culpa por su comportamiento con la mujer de su vida, y con tantos que le rodearon cuando empezaba el día desayunando tres whiskys. “En los peores momentos de mi vida, la única razón por la que no me suicidé fue porque sabía que, si estaba muerto, no podría beber. Era la única cosa por la que merecía la pena vivir”, asegura.


George Harrison, a la izquierda, y Eric Clapton, en una imagen de archivo.

    Después de pasar por desintoxicación en dos ocasiones durante los ochenta, cuando menos inspirado estuvo musicalmente, a Clapton, que ya llevaba tres años sin beber, le esperaba en 1991 su peor desgracia. La muerte de su hijo Conor. El pequeño de cuatro años se cayó desde un piso 53 de un rascacielos de Nueva York. Su recuerdo fue detonante de Tears in Heaven, la composición por las que más premios recibió Clapton, quien en sus memorias no incide mucho en el dolor de aquellos años y sí en la fuerza que halló en la música, la oración y la rehabilitación para recuperar la estabilidad. Remata su autobiografía con la posibilidad de redención, esa que, en los peores momentos de su existencia, bajo un remolino de obsesiones, Mano lenta ofreció a los demás a través de los deleites y llantos de su irrepetible guitarra.

 

Marzo es una época amarga para Eric Clapton. A finales de ese mes, en 1991, el músico perdió a su hijo de cuatro años en un accidente en una habitación de hotel. Poco tiempo después le escribió una dolorosa balada. Esta es la historia...


Lory del Santo y Eric Clapton tras cenar en un restaurante londinense a mediados de los ochenta, antes de tener a su hijo Conor.
  Casi una década después de la tragedia, Lory del Santo no había escuchado todavía Tears in heaven. Es una canción dedicada a su hijo. Evitar una de las baladas más populares de la historia del rock (Rolling Stone la coloca en el puesto 362 de las mejores 500 canciones del rock) no es tarea fácil. El tema otorgó a Eric Clapton, su autor e intérprete, tres Grammy en 1993 (Canción del año, Grabación del año y Mejor interpretación vocal pop masculina) y es uno de los más radiados de la historia. "Una vez, en Ámsterdam, la estaban poniendo en la radio y sonaron los primeros acordes, pero me fui corriendo para no escucharla", aseguró Del Santo en una entrevista que concedió a la periodista Lisa Sewards en 1999. La modelo italiana es la madre de Conor, el niño al que está dedicada la pieza, y Clapton el padre. Aún hoy, el músico se desgarra cada noche en sus conciertos (no ha dejado de interpretarla desde que se editó, en 1992) con estos versos dedicados a su hijo Conor: "¿Sabrías mi nombre si te viese en el cielo? / ¿Sería lo mismo si te viese en el cielo? / Debo ser fuerte, y seguir adelante. / Porque sé que no encajo aquí en el cielo".

  La tragedia que dio como resultado Tears in heaven tuvo lugar una mañana de marzo de 1991. Lory del Santo (Italia, 1958) y Conor habían ido a visitar a Eric Clapton (Reino Unido, 1945) a Nueva York para pasar un tiempo en familia, aunque la pareja ya estaba separada. La modelo italiana y el músico empezaron a verse cuando este aún estaba casado con Pattie Boyd, de quien Clapton se enamoró cuando esta estaba casada con su amigo, el beatle George Harrison. Al poco tiempo, Lory se quedó embarazada -Clapton seguía oficialmente casado con Pattie- y, en 1989, tres años después del nacimiento de Conor, se separaron.

   Con este encuentro en Nueva York, Clapton, que estaba poco presente en la vida del niño, se había propuesto fortalecer la relación padre e hijo. El día anterior al fatal desenlace, Eric y Conor estuvieron en el circo de Long Island. Lory lo recuerda como uno de los días más felices en la vida de su hijo. "Lo pasaron realmente bien. Cuando Eric regresó, me miró y me dijo que por fin entendía lo que significaba tener un hijo y ser padre. Estaba muy feliz. Era la primera vez que Eric había pasado unas horas a solas con nuestro hijo. Conor, por su parte, estaba muy emocionado por el día tan maravilloso que había pasado con su padre", confesó Del Santo a la periodista Lisa Sewards.

Lory del Santo y Eric Clapton en el funeral de su hijo Conor en la iglesia de Santa María Magdalena, ubicada en Surrey (pueblo de Clapton), en 1991.
Lory del Santo y Eric Clapton en el funeral de su hijo Conor en la iglesia de Santa María Magdalena, ubicada en Surrey (pueblo de Clapton), en 1991. 

   La mañana siguiente, el 20 de marzo, Eric había quedado en ir a buscar a Lory y Conor al apartamento de la calle 57 de Manhattan donde se hospedaban para llevarles al zoo de Central Park. "Conor jugaba con la niñera mientras yo me preparaba para ir al zoológico. Eran las 11 de la mañana. Le grité desde el baño para que se diera prisa y él me dijo que estaría en un minuto", recuerda Lory. El conserje del edificio estaba limpiando los ventanales del apartamento y Lory pidió a la niñera que no perdiera de vista al niño, que estaba jugando al escondite y correteando.

  La niñera, que jugaba a perseguir al niño, se paró en seco cuando el conserje le advirtió de que había abierto el ventanal. Conor, que no se había enterado de que habían quitado el cristal de la ventana, aprovechó para coger ventaja y salir corriendo en dirección al ventanal. "Escuché un grito desgarrado que no era de Conor. Era la niñera. Corrí a la habitación gritando de forma histérica: '¿Dónde está Conor, dónde está Conor?'. Entonces vi la ventana abierta y comprendí lo que acababa de ocurrir. Sentí que me quedaba sin fuerza y me desmayé", afirma Lory.

   Conor Clapton, de solo cuatro años, se cayó por la ventana de un piso 53. "A las 11.57 Lory llamó por teléfono y gritando dijo: 'Está muerto'. No sabía de qué me hablaba. Entonces dijo: 'Se ha caído por la ventana", explica Eric Clapton en el documental de 2017 sobre su vida, El patrón del blues. "Sentí como si saliera de mí mismo, no podía entenderlo, no podía asumirlo. Fui con él hacia el hospital más cercano y me despedí de él. Perdí la fe", apunta Clapton.

   "Empecé a abrir las cartas de condolencia, que eran miles, y entre ellas se coló una de Conor. La había enviado unas semanas antes. Decía: ‘Te quiero, quiero volver a verte. Un beso’. En ese momento me di cuenta de que si podía pasar por aquello sin beber, podría hacer cualquier cosa", cuenta Clapton en el documental.

   Tal y como relata Del Santo a Lisa Sewards, la gran tragedia es que Eric Clapton se dio cuenta de todo lo que Conor significaba para él justo el día antes de que su hijo muriera. "Conor fue lo primero que me pasó en la vida que realmente me llegó al corazón y me hizo pensar: 'Es hora de madurar”, recuerda el músico en El patrón del blues. El documental repasa la agitada vida personal del artista británico. Su adicción a las drogas y al alcohol y una situación familiar digna de inspirar el argumento de una telenovela -quien creía que era su madre era en realidad su abuela y a quien consideraba su hermana era su madre- le llevaron a pasar por peligrosos periodos de autodestrucción que minaron muchas de sus relaciones personales. Si algo ha ido asociado a la imagen del músico es un aura de tristeza que alcanzó su máximo exponente con la dolorosa Tears in heaven.


Grandes biografías - Eric Clapton | MAT Documental. 18 abr 2020

Nació en Ripley, Inglaterra, el músico Eric Patrick Clapton, el segundo mejor guitarrista del mundo según la revista Rolling Stone. Antes de lanzarse como músico solista, Clapton perteneció a las bandas Yardbirds, John Mayall & the Bluesbreakers, Cream y Blind Faith. 

Poco después, formó un nuevo grupo, Derek and the Dominos, el cual cuenta con sólo un álbum de estudio. Durante los primeros años de la década de 1970, la exitosa carrera de Clapton se vio obstaculizada por su adicción a las drogas. Aquella época también fue difícil a nivel sentimental: el músico se sentía profundamente atraído por Pattie Boyd, en ese entonces esposa del Beatle George Harrison. Finalmente, Pattie se divorció del Beatle y contrajo matrimonio con Clapton. 

Años después, luego de la muerte de Harrison, Eric Clapton se encargó de la dirección musical del gran concierto que se hizo en su honor. Entre las canciones más famosas del músico se encuentran “Layla”, “Wonderful Tonight” y “Tears in Heaven”. En 2007 escribió un libro autobiográfico, el cual fue traducido a 12 idiomas.


   La fatídica mañana de marzo en la que perdieron a su hijo de cuatro años, Lory confiesa que quiso matar al conserje. La madre de Conor le acusa de falta de sentido común por haber quitado los cristales en un apartamento donde correteaba un niño pequeño. "El conserje jamás nos pidió perdón y yo dejé de vivir a partir de ese momento. Cuando Conor cayó, el conserje llamó a la ambulancia, pero obviamente ya no había ninguna esperanza. Eric fue a ver a Conor en la morgue, pero yo no pude", señala.

   Los músicos Phil Collins y George Harrison e incluso la exmujer de Clapton, Patti Boyd, acudieron al funeral de Conor, oficiado en la iglesia de Santa María Magdalena, ubicada en Surrey (pueblo de Clapton). Lory recuerda esos momentos como irreales. "La gente me apoyó, pero no había nada que pudieran hacer. Durante cuatro años lloré todos los días y actualmente no pasa un día sin que piense, hable o rece por Conor", afirma la madre del pequeño. Lory asegura que nunca vio llorar a Clapton. "Cada uno lleva el duelo a su manera. Sé que Eric es una persona muy introspectiva. Nunca hemos hablado sobre lo que le sucedió a Conor. No lo necesitamos porque no hay palabras, y ambos lo sabemos", explica la italiana.
La cadena estadounidense ABC ofrece un reportaje sobre la famosa canción y lo ilustra con una imagen de Eric Clapton, Lory Del Santo y Conor.

La cadena estadounidense ABC ofrece un reportaje sobre la famosa canción y lo ilustra con una imagen de Eric Clapton, Lory Del Santo y Conor.
   Nueve meses después de que Conor muriera, Eric Clapton compuso Tears in heaven. Esta canción ayudó al artista a lidiar con el dolor y a superar lo ocurrido. “Estábamos yo y mis pensamientos. Recuerdo que empecé a abrir las cartas de condolencia, que eran miles, y entre ellas se coló una de Conor. La había enviado unas semanas antes, cuando estaba en Milán con su madre. Decía: ‘Te quiero, quiero volver a verte. Un beso’. En ese momento me di cuenta de que si podía pasar por aquello sin beber, podría hacer cualquier cosa. Fui consciente de que podía hacer de esa tragedia algo positivo y dediqué mi vida a honrar a mi hijo. Cogí una guitarra española y durante meses la toqué y toqué para intentar afrontar la situación. La música me salvó, se llevó el dolor... Escribí Tears in heaven para mí porque me sentía terriblemente mal", reconoce Clapton en El patrón del blues. La canción ha trascendido el ámbito musical y ha servido para recaudar fondos con fines benéficos. En 2005, por ejemplo, Clapton volvió a grabar el tema en un disco cuyos beneficios se destinaron a ayudar a las víctimas del tsunami que asoló el sudeste asiático en 2004.

   Lory encontró su propia fórmula para sobrellevar la muerte de Conor. "Guardé todas las fotos de Conor. Es muy doloroso. Ni siquiera puedo tener una foto suya en casa para recordarle porque me rompe el corazón. Pero, aún sin ver sus fotos, tengo su cara grabada en mi cabeza", apuntó en 1999, la única entrevista en la que se ha atrevido a hablar con profundidad de su drama.

   Unas semanas después del fallecimiento de Conor, Lory del Santo descubrió que estaba embarazada de su segundo hijo. El padre era el empresario italiano Silvio Sardi. El niño, al que llamó Devin, nació dos días después del que hubiera sido el quinto cumpleaños de Conor. En 1999, ocho años después de la muerte de Conor, nació Loren, el tercer hijo de Lory. La italiana, que nunca reveló quién es el padre biológico de Loren, tuvo que enfrentarse de nuevo a la pérdida de un hijo el año pasado.

   En agosto de 2018, Loren, de 19 años, se suicidó a causa de la anhedonia que padecía. Lory explicó en varios medios italianos que esta enfermedad impedía a su hijo experimentar placer y cualquier sentimiento en general. "Tenía 19 años. Nació prematuramente a los 6 meses con graves complicaciones y los doctores me dijeron que cada día de su vida sería un regalo. Por eso siempre he estado feliz y he vivido cada día junto a Loren como si fuera el último", declaró a la revista italiana Chi. Aquellos que padecen anhedonia, al igual que le sucedía a Loren, tienen dificultades para percibir las cosas buenas de la vida. "Esto se debe a que existe una deficiencia a nivel cerebral de dopamina y serotonina que puede derivar en depresiones severas", explica a ICON María Hurtado, psicóloga clínica de AGS Psicólogos Madrid.

Eric Clapton durante un concierto en la época en la que compuso 'Tears in heaven'.

Eric Clapton durante un concierto en la época en la que compuso 'Tears in heaven'.
   Por su parte, Eric Clapton, que tal y como él mismo ha confesado apenas pasó dos días sobrio durante los años sesenta, dejó el alcohol definitivamente en 1987 y logró no recaer cuando tuvo que enfrentarse a la muerte de Conor. "Durante esos primeros años de sobriedad pasé mis mejores momentos en compañía de mi hijo [Conor] y su madre [Lory]", cuenta en su libro de memorias Clapton (2007). En 2000, el músico comenzó a salir con Melia McEnery (EE.UU., 1976). La pareja se casó en 2002 y continua unida diecinueve años después. Juntos han tenido tres hijas: Julie Rose (17 años), Ella May (16 años) y Sophie Belle (14 años).

   Clapton resume así en su libro sus prioridades: "Si no fuera alcohólico diría que mi familia es la gran prioridad de mi vida. Pero eso es imposible porque sé que lo perdería todo de no colocar la abstinencia en lo alto de la lista".

 

Tears in heaven (Lágrimas en el cielo), dedicado a su hijo.  

 

No hay comentarios: