lunes, 24 de febrero de 2020

MENSAJE PARA FÁTIMA (DE ESPAÑA A MÉXICO)




Resultado de imagen de imagenes ciudad de mexico df
Centro histórico de la Ciudad de México

   Hace mucho tiempo que no sé nada de Fátima, una chica mejicana con la que tuve contacto por una red social, digamos que en varias ocasiones me fue explicando su difícil situación personal y familiar, por la precariedad económica, lo incierto de su futuro y las amenazas y el maltrato que percibía desde su entorno más cercano. Fátima es una persona herida desde su más tierna infancia, y aunque sigue siendo muy joven, ha tenido que afrontar tantas situaciones adversas, que ha desarrollado una coraza protectora y a la vez casi autodestructiva y castradora. Me llegó a confesar que sufría paranoia y a veces se quedaba en casa con su hijita de dos años sin atreverse a salir a la calle, por miedo a sufrir un ataque de alguno de sus “enemigos” potenciales.

   De todos es sabido el clima de inseguridad que se vive en México D.F., el escaso valor que tiene una vida en esa macrociudad, la corrupción institucional, tanto política como policial, la discriminación de la mujer y demás colectivos desprotegidos…Pero el microcosmos de Fátima y su imposibilidad de escapar de él, por la falta de recursos propios y la ausencia de ayuda desde el exterior, propiciada en parte por su aislamiento voluntario, hacían tan asfixiante su situación que de su interior sólo fluía rabia y hostilidad hacia sus vecinos y familiares que alguna vez quisieron ayudarle.

   Hace ya seis años que recibí el primer mensaje privado de Fátima por una red social, había sabido de mi blog y me aseguraba que algunas entradas del mismo habían removido algo de su interior y creyó que podría ayudarle, al menos emocionalmente.

  Desconozco su edad exacta y muchas de sus circunstancias personales, pero por las pocas cosas que me fue contando de ella misma, intuyo que ha pasado por muchos momentos delicados, estaba pesimista y, como exponía antes se autodefinía como paranoica. Me pidió, como punto de partida, que le aclarara algunas dudas sobre mi intención a la hora de escribir. En un mensaje privado le escribí lo siguiente:

    No creo que seas paranoica, eso son palabras mayores. Pienso que tienes motivos para desconfiar, porque han tenido que pasarte cosas desagradables en tu vida reciente y estás enfadada con el mundo. Yo no tengo ninguna intención malévola con nadie, bueno sí, me gustaría que muchos políticos desaparecieran de la escena porque están haciendo mucho daño. No sé en tu país cómo van las cosas, por las noticias que llegan a España desde México el índice de criminalidad en determinadas zonas es inasumible. En mi país mucha gente lo está pasando muy mal por culpa de los gobernantes, pero no de los que están ahora, que también, en general la clase política está corrupta o es inepta, a veces las dos cosas. Lo que estoy intentando desde mi rincón es contribuir a que la gente despierte. El pueblo está adormecido, manipulado por los medios de comunicación que están claramente al servicio del poder, salvo honrosas excepciones. La red es el único sitio donde uno puede enterarse de lo que realmente ocurre. Como decía León Felipe, gran poeta español, yo he oído todos los cuentos y sé todos los cuentos, no porque sea más listo que nadie, sino porque voy teniendo una edad... Hay algunos programas en TV y Radio que sí están aportando cosas muy interesantes y en ellos, sus protagonistas son realmente objetivos, independientes y se guían por el sentido común, que ya sabes que es el menos común de los sentidos, al menos en los tiempos que corren. Los partidos políticos, sindicatos mayoritarios y organizaciones afines sólo buscan el beneficio propio, alcanzar cuotas de poder y llenarse los bolsillos. La gente de a pie no les interesa lo más mínimo, salvo cuando se acercan las elecciones, entonces, se limitan a descalificar al adversario en público, aunque está claro que en privado todos son cómplices de un compadreo de "Pokmadre".   No sé si con estas palabras te aclaro algo, tú me dirás. Un beso desde el otro lado del charco.

   Tenía dudas acerca de la conveniencia de transcribir aquí este mensaje privado, finalmente he optado por hacerlo porque sí, a veces uno se deja llevar por sus apetencias.

   Pasaron dos largos años y un día, de casualidad, volví a ver el perfil de mi amiga mejicana y observé que seguía desconfiada y en otro mensaje privado me preguntaba qué quería de ella.

   En su día colgó en su muro mensajes de elogio hacia la figura de H. Chávez y de condolencia por su muerte, lo que me pareció respetable, aunque nunca he comulgado con sátrapas populistas que, basándose en pseudo-revoluciones bolivarianas o de otro tipo, acabaron creando nefastas "monarquías" republicanas, con derechos dinásticos incluidos, y construyendo regímenes que de democráticos no tienen nada. Más adelante siguió compartiendo mensajes elogiosos hacia N. Maduro, cuyo único mérito para acceder al poder fue ser yerno del difunto Chávez, al que con los años está dejando como bueno, habida cuenta de sus políticas rastreras y su discurso populista y perverso.

    Un servidor no puede aceptar una democracia que coarta o prohibe la libertad de prensa, reunión u opinión e impide que partidos políticos no afines, puedan competir en las elecciones con plenas garantías de que no va a haber un pucherazo. ¿Qué diferencias de forma, aunque haya algunas en el fondo, existe entre el régimen castrista, chavizta o moralista, el nazismo de Hitler, y el integrismo de S. Hussein y El Gaddafi, entre otros?

    Bueno, a lo que vamos, me permito exponer en público el segundo mensaje privado que le envié a mi amiga:
   ¿Tendría que querer algo, Fátima? No es así, no pretendo nada de nadie. Voy encontrando personas en mi camino, y las voy incorporando a mi "mochila", sólo si lo aceptan y si las encuentro interesantes. No busco obtener nada de ellas, a menos que quieran aportarme su experiencia personal y sus inquietudes a modo de intercambio, exento de IVA, eso sí. Yo ofrezco lo que tengo, mi bagaje personal como médico, y sobre todo, como el humanista que aspiro a ser. Es verdad que últimamente me muevo más por la defensa de los valores y derechos sociales de las personas desprotegidas, pero no siempre ha de ser ese el cometido principal en mis "viajes".

   Me rebelo ante la mala praxis de la clase política en general. Cuando observo y padezco las consecuencias de la corrupción, los intereses partidistas y sectarios de casi todos los políticos, la crisis económica y de valores que asola el decadente mundo occidental, entre otras cosas, y veo que la sociedad anda muy desconcertada y pasiva, no puedo permanecer impasible. La mente dormida tenía que despertar y así lo hizo, después de varios intentos fallidos. Hace ya siete años inicié mi viaje particular a través del péndulo (la vida) y ahora ese viaje se ha hecho plural. No me considero adalid de nada, mi ámbito de influencia es muy pequeño y mis virtudes exiguas, pero opino que cada grano de arena puede hacer montaña con el tiempo. Como dijo Margaret Mead: "Nunca dudes que un pequeño grupo de ciudadanos pensantes y comprometidos pueden cambiar el mundo. De hecho, son los únicos que lo han logrado". Por otro lado, Emma Goldman sentenció: "Un cambio social real nunca ha sido llevado a cabo sin una revolución...Revolución no es sino el pensamiento llevado a la acción".

   Espero no haberte aburrido con mi perorata y haberte aclarado las cosas definitivamente, en cuanto a lo que me pueda interesar de ti. Besos desde España y gracias por seguir el blog y publicitar su enlace. Si quieres algo de este humilde servidor, sólo tienes que pedirlo.

   Como decía al principio, hace mucho tiempo que no sé nada de Fátima, no me ha vuelto a escribir, ni está disponible en la red su muro, ni dirección, ni nada de ella. Espero que “le vaya bonito” y haya salido de su encierro voluntario, que se haya adaptado mejor a su entorno, que su hijita siga creciendo sana y que encuentre, en definitiva, el camino adecuado que le conduzca a sus objetivos personales y a la felicidad que, a buen seguro, se merece.

   UN BESO MUY GRANDE, FÁTIMA, SI LLEGA A TI ESTE ESCRITO. Y UN CORDIAL SALUDO A TODOS LOS MEJICANOS QUE SIGUEN ESTE BLOG.

No hay comentarios: