viernes, 6 de septiembre de 2019

EL MÉTODO ANTICRISIS NO SE DISCUTE



Guía para entender a los políticos



  


   No pretendamos que las cosas cambien si siempre hacemos lo mismo. la crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países, porque la crisis trae progresos. La creatividad nace de la angustia como el día nace de la noche. Es en la crisis donde nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la crisis se supera a sí mismo sin quedar" superado". Quien atribuye a la crisis sus fracasos y penurias, violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones. 

   La verdadera crisis es la crisis de la incompetencia. El problema de las personas y los países es la pereza para encontrar las salidas y las soluciones. Sin crisis no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Sin crisis no hay méritos. Es en la crisis donde flora lo mejor de cada uno, porque sin crisis todo viento es caricia.

   Hablar de crisis es promoverla, y callar en la crisis es fomentar el conformismo y la inacción.  En vez de esto, trabajemos duro. Acabemos de una vez con la única crisis amenazadora: La tragedia de no querer luchar por superarla. 
 (ALBERT EINSTEIN)






                             Resultado de imagen de descartes imagenes
                                                               



EL CONTEXTO DE DESCARTES

   Lo que hoy conocemos como uno de los textos capitales de la historia del pensamiento, el “Discurso del método”, en su día formaba parte de un volumen mayor compuesto por tres ensayos científicos (“La Dióptrica, los Meteoros y la Geometría”), de los que hacía de prólogo y de los que se separó para constituir la primera gran obra de la Edad Moderna. El Discurso consta de seis partes: la primera es una autobiografía individual, la segunda presenta las reglas del método, la tercera expone la moral provisional, la cuarta los principios metafísicos (cogito), la quinta resume las cuestiones de física y biología abordadas en su “Tratado del mundo y de la luz”, el cual no quiso publicar por miedo a la Inquisición, y la sexta expone los elementos necesarios para investigar la naturaleza.

   Descartes escribe su obra en francés y no en latín, la lengua usual de los eruditos de la época, como fin divulgativo: destinarla a un nuevo público capaz de razonar por cuenta propia y no tanto a los doctos de escuelas y universidades incapaces de romper con la tradición e indispuestos a asumir una nueva filosofía. Esta obra marca el paso del Renacimiento a la Edad Moderna, y el inicio de un nuevo modo de reflexión, el idealismo filosófico, que llegará hasta Kant y Hegel y que desplaza el centro de gravedad situado en una realidad ajena al sujeto hacia el interior de este.

   Otras obras importantes de Descartes son “Reglas para la dirección del espíritu”, “Tratado del mundo y de la luz”,  “Tratado del hombre”, “Meditaciones Metafísicas”, “Principios de la filosofía” y “Pasiones del alma”. A partir de 1637, el pensamiento cartesiano pasa de la ciencia a la metafísica, y Descartes es una nueva figura en la historia del pensamiento ya que, liberado del saber de la tradición, busca fundamentar esa independencia en criterios internos a la razón. Como intelectual, rompe con la tradición clerical que se remontaba a la Edad Media (“Escolástica”), y anticipa a los filósofos del siglo.XVIII, “le Siècle des Lumières”.

                                               Resultado de imagen de descartes imagenes 


     

No hay comentarios: